To top
14 Oct

¡Peligro! Zapatillas con ruedas para niños.

Las zapatillas con ruedas son un juguete no un calzado apropiado

 

Gracias a multiples anuncios de televisión no es extraño ver por calles y parques niños de entre 5 y 12 años con este tipo de calzado. Según los expertos y gracias a un estudio de Roberto Pascual, profesor de la Universidad Miguel Hernández y experto en podología infantil, la utilización de las zapatillas con ruedas debería ser únicamente a modo de juguete y nunca utilizarlo varias horas seguidas.

Hay incluso niños que las utilizan para ir al colegio, pasando con ellas mas de 8 horas.

En el estudio, se detallan varias razones por las cuales se desaconseja el uso de este calzado por los niños, entre las mas importantes destacamos:

  • El grosor del tacón:  Roberto Pascual indica textualmente en su estudio que “cuando estamos descalzos en el suelo, el 75% del peso lo soporta el talón y el 25% el antepié. El talón está concebido como soporte, mientras que el antepié tiene una función dinámica, no de soporte. Eso se manifiesta en la arquitectura del pie: huesos anchos y cortos en el talón y huesos más largos y estrechos en el antepié. A medida que la altura del tacón aumenta, los porcentajes varían. Con un tacón de cuatro centímetros, el talón ya solo soporta el 50% del peso y el otro 50% el antepié. A medida que el tacón aumenta, el antepié soporta mayor carga. Las consecuencias de esto conllevan problemas de crecimiento, enfermedad de Freiberg o metatarsalgias, así como el posible acortamiento a largo plazo de la cadena muscular posterior y su relación con las talalgias, como la enfermedad de Sever y el desarrollo de pies planos que no evolucionan de forma fisiológica a partir de los 8 años de edad”.
  • El peso de la zapatilla: El peso de este tipo de calzado con ruedas es el doble del de un calzado deportivo “convencional” y la superficie de apoyo del mismo disminuye un 25%. Lo cual hace que la presión sobre el talón sea entre 1,5 y 2,7 veces superior.
  • Mayor riesgo de caidas: Es evidente el mayor riesgo de utilizar un calzado en el cual el apoyo está vinculado a unas ruedas, el niño puede perder el control en cualquier momento y padecer una caida con consecuencias graves. Sin ir mas lejos en EEUU han recomendado que todo niño que realice la actividad de patinaj, utilice casco, coderas y rodilleras a fin de evitar en la medida de lo posible los daños colaterales por una caida.

 

Gracias a este estudio, , el Consejo General de Colegios Oficiales de Podólogos de España recomendó a los colegios, especialmente en las etapas educativas de infantil y primaria, que prohibiesen a los niños acudir al colegio con zapatillas de ruedas.

El profesor Fernando Marco, encargado del Servicio de Traumatología del Hospital Nuestra Señora del Rosario, en Madrid, también está preocupado por su uso y señala que “estas zapatillas de ruedas hay que considerarlas como un juguete que no deben en ningún caso sustituir al uso de calzado convencional adecuado a la edad y condición de cada niño”.

Siguiendo esta recomendación de que se trata de un juguete destinado a patinar y no de un calzado, se deben adoptar todas las medidas habituales de protección y seguridad. Por lo tanto, la utilización debería restringirse a momentos de diversión en espacios adecuados y siempre bajo la  supervisión de un adulto.

 

Es importante tener en cuenta, que este producto al considerarse un Juguete su venta solo debería de estar permitida en jugueterías y en ningún caso en zapaterías especializadas.

Dicho esto, cabe mencionar las pautas que todo padre debería de seguir para elegir el calzado adecuado para sus hijos.

 

Pautas para elegir el Zapato adecuado para nuestros hijos

 

 

  • El zapato tiene tres funciones primordiales. La de proteger el pie de peligros exteriores y la de favorecer tanto el desarrollo psicomotor del niño, como la función que realizan el tobillo y el pie al caminar.
  • Las características de la marcha normal se adquieren principalmente durante los primeros tres años de vida, y siguen madurando hasta los seis o siete años. Por ello esta etapa es fundamental elegir un zapato de niños adecuado. Desde Instituto Biomecánico de Valencia, no lo dudan, Los zapatos Biomecanics son la mejor opción.
  • En el aprendizaje inicial, durante los primeros pasos, el niño busca sobre todo estabilidad. Un calzado flexible que sujete el tobillo situándose justo por encima de él, y dentro del zapato, la posibilidad de elevar el arco de la planta del pie, con una pequeña prominencia blanda que actúe a modo de plantilla, puede disminuir el número de caídas.

 

En este enlace puedes ver zapatos con estas caracteristicas, avalados por la asociación Española de pediatría: Zapatos para empezar a caminar de bebe.

  • Los zapatos en general, y para todas las edades, deben tener la parte delantera lo suficientemente ancha como para permitir que los dedos no se encuentren apretados.
  • En la parte del talón, deben proporcionar estabilidad y aumentar  la rigidez del calzado, de esta manera e smucho mas fácil caminar. Dentro del zapato, concretamente en la plantilla, la parte en la que el talón realiza la carga no debe ser dura.

 

Referencias:

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: